¿Sabia que...?

Aunque su origen está en Asia Central, Chinos y Egipcios ya lo utilizaban en la más remota antigüedad : Alimentaban con ajos a los esclavos que construían las pirámides porque creían que el ajo les aportaba energía.

 ©2019  S.A.P.S.A. Todos los derechos reservados. Diseño y Programación : Soluciones IP